زها حدي es el nombre de una mujer que ha gozado de un incuestionable talento. Hablamos de Zaha Hadid, la primera mujer en conseguir el premio Pritzker de Arquitectura, el mayor galardón que se puede otorgar a un arquitecto y el premio de mayor prestigio a nivel mundial.



Zaha Hadid nació en 1950, en Bagdad y murió hace apenas un mes y medio en Miami. Su trayectoria profesional ha marcado la historia para siempre y su muerte ha supuesto un golpe para la arquitectura, la decoración y el diseño en todos los ámbitos. Revolucionaria, osada y con una inteligencia extraordinaria, Zaha ha cosechado éxitos desde sus inicios. Además del Pritzker, consiguió el premio de Arquitectura Contemporánea Mies Van der Rohe (el más importante de la Unión Europea) por su proyecto para la estación de Estrasburgo, el galardón de la Orden del Imperio Británico por su apoyo al desarrollo de la arquitectura, y el Praemium Imperiale que otorga la familia imperial japonesa para distinguir las contribuciones al desarrollo, promoción y progreso de las artes en todo el mundo.



Una mujer tremendamente importante y cuya trayectoria es ya estudiada en las escuelas de diseño y arquitectura. Su nombre es conocido a nivel mundial y su colaboración con grandes entidades, museos y marcas de mobiliario han sido continuas hasta su muerte. La fábrica de muebles Magis que celebra este año su 40 aniversario, la eligió para crear algunas de sus piezas como la estantería Tide que encontrarás en nuestro catálogo. El museo Nacional del Siglo XXI de Arte en Roma gozó de su colaboración y las universidades más prestigiosas del mundo como Harvard, Illinois, Hamburgo o Nueva York, la contrataron como portavoz de numerosas charlas.



Fue, precisamente, su concepción sobre la arquitectura, lo que la llevó a desarrollar grandes creaciones en el diseño de mobiliario. Su estilo, muy definido desde el principio, pasaba por las formas angulosas y puntiagudas en donde la integración de los edificios en el paisaje y los juegos de luz, se hicieron imprescindibles.



Aunque estudió matemáticas en Beirut, Zaha Hadid pronto se trasladó a Londres para estudiar en la Architectural Association, en donde poco después fijó su propio estudio. Un equipo formado por 400 personas que han realizado casi mil proyectos, en más de 50 países. Zaha Hadid fue una mujer arrolladora, con un talento innato y una trayectoria impecable, cuyas obras repartidas por todo el mundo, han marcado un antes y un después en la historia de la arquitectura y la decoración.